Noticias

Current Articles | Search | Syndication
Add to iGoogle or Google Reader

02-feb.-2006

Gacetilla de prensa

Nuestros colegas y colaboradores cercanos Ricardo Matus y Olivia Blank, nos acercan importantes novedades sobre el Canquén colorado en la zona de Punta Arenas.

por Ricardo Matus y Olivia Blank

Recientemente se ha establecido una zona con prohibición de caza en el área de San Juan -unos de los sitios clave para el Canquén colorado (Chloephaga rubidiceps) en el área de cría en Chile-, una acción recomendada en el “Manual para la Conservación del Canquén colorado” (Blanco et al. 2001), y que fue implementada por el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) a principios de este año. Esta disposición prohíbe toda actividad de caza en el perímetro de la desembocadura del Río San Juan por kilómetros. De esta forma se pone a fin a uno de los problemas que enfrenta la especie en ese lugar, sin embargo el ingreso de los pescadores deportivos a esta misma  área es la segunda causa de perturbación para las aves y aún es necesario implementar la presencia de un guardafauna que difunda las actividades que se llevan a cabo en este sitio.

Por otro lado la Comisión Nacional del Medio Ambiente (CONAMA), asignara fondos destinados a realizar trabajos pendientes en esta especie en la región de Magallanes. Ambos  gestos demuestra el interés por parte de las autoridades en un tema que lleva varios años de investigación y difusión.

Un nuevo censo de la zona de cría se programa para fines de este año, el cual servirá para contrastar con los datos obtenidos en las temporadas reproductivas 1999-2000 y 2002-2003. Durante este último período, el número de canquenes registrados en el área de cría disminuyo en un 50% respecto de la temporada 1999-2000. Los datos que se obtengan en la próxima temporada serán importantes para observar la tendencia de la población continental-fueguina de la especie.

Finalmente, se ha logrado que una pareja de canquenes colorados con alas lesionadas lograran reproducirse en cautiverio, constituyendo la primera vez que aves de la población continental-fueguina producen descendencia, la que consiste en siete volantones que pronto estarán en condiciones de volar. La idea es observar que comportamiento desarrollan estas aves que son esencialmente migratorias y ver como elaborar un eventual plan de cría en cautiverio a futuro, si esta experiencia resulta beneficiosa para las aves.