Representantes de varios países analizaron los beneficios múltiples de las actividades relacionadas al Carbono Azul

Inicio » Noticias » Costas y deltas llenos de vida » Conservación de humedales costeros » Representantes de varios países analizaron los beneficios múltiples de las actividades relacionadas al Carbono Azul
Noticias

Guayaquil, Ecuador – Nuestro equipo de Panamá participó en el taller internacional de Políticas relacionadas a Carbono Azul (Blue Carbon Initiative) en Guayaquil, Ecuador del 23 y 25 de junio. El taller, organizado por el Ministerio del Ambiente del Ecuador (MAE), la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) y Conservación Internacional (CI).

El evento contó con la participáción de cerca de 50 personas de diferentes regiones del mundo. Representantes de Ecuador, Colombia, Honduras, Panamá, Costa Rica, México, Madagascar, Indonesia y Abu Dhabi, compartieron sus experiencias sobre las lecciones aprendidas entorno a la implementación de políticas de Carbono Azul y prácticas de manejo a nivel nacional y subnacional.

El taller permitió conocer ejemplos en la aplicación de iniciativas de Carbono Azul y evaluar la aplicabilidad de distintos mecanismos de financiamiento y herramientas para apoyar la conservación y restauración de ecosistemas costeros. Entre los mecanismos de incentivos mencionados se destacó la potencialidad de vincular esquemas similares de conservación que pueden articularse a mecanismos de carbono como las NAMAs (Acciones de mitigación nacionalmente apropiadas), REDD+, y otras iniciativas nacionales como el programa “Socio Manglar” implementado en Ecuador.

La inclusión del Carbono Azul dentro de esquemas como REDD+ fue una de las alternativas discutidas en el taller. Indonesia expuso sus avances en la incorporación de los Manglares dentro de su Programa Nacional REDD+. Sin embargo la cuantificación del carbono en estos ecosistemas, particularmente en los suelos, continúa siendo uno de los retos a abordar para poder valorar el potencial real de carbono en los ecosistemas costeros. Los aspectos técnicos para la implementación de iniciativas de Carbono Azul, como por ejemplo el monitoreo, reporte y verificación, deben adaptarse a los niveles de información disponibles, procurando ser simples y aplicables a los contextos nacionales.

Parte de la atención también se enfocó en la formulación y revisión de políticas que permitan valorar los beneficios múltiples de las actividades relacionadas al Carbono Azul. En este sentido se insistió en encontrar sinergias entre los enfoques de mitigación y adaptación como un paso funcional para facilitar la implementación de actividades y el financiamiento integral del Carbono Azul y otros servicios asociados.

Emilio Cobo, Oficial de Proyectos de la UICN-Sur, mencionó que“ la iniciativa Carbono Azul representa una oportunidad para fortalecer los enfoques de gestión marino-costera y reconocer el rol de estos ecosistemas para la mitigación y adaptación al cambio climático. Promoviendo la participación de múltiples actores esta iniciativa busca mejorar la gobernanza de los recursos, desarrollar incentivos financieros y mecanismos prácticos que ayuden a conservar, restaurar y promover el manejo sostenible de los recursos marino-costeros”.

Con miras a la COP21 en París, los participantes discutieron sobre las oportunidades y barreras para la inclusión de los humedales en la contabilidad de las emisiones provenientes por el cambio de uso de suelos en las contribuciones nacionales, así como los vacíos existentes en el texto actualmente en discusión.

El taller fue financiado parcialmente por el proyecto GEF Blue Forest, que busca incorporar el valor del carbono y otros servicios ecosistémicos en los esquemas de manejo costero procurando asegurar la protección de los ecosistemas marino-costeros en el largo plazo.

Read the article in English (web)

Más información:
http://bluesolutions.info/
http://thebluecarboninitiative.org/

Fuente: IUCN

La participación de Wetlands International forma para del proyecto «Protección de Sumidores y Reservas de Carbono en los Manglares y Áreas Protegidas de Panamá”. Este proyecto es parte de la Iniciativa Internacional para el Clima. El Ministerio Federal para el Ambiente, la Conservación de la Naturaleza y Seguridad Nuclear apoya a esta iniciativa en base de una decisión adoptado por el Parlamento Alemán.